Ya es posible disfrutar de bares y restaurantes en cualquier población de la geografía nacional. Aunque en muchos de ellos solo se pueda hacer en sus terrazas y, por supuesto, cumpliendo todas las normativas de seguridad.  

Una de las medidas contra el coronavirus que están adoptando los establecimientos es la eliminación de las cartas o menús físicos y colocando códigos QR en las mesas en su lugar. De esta forma se puede consultar todo lo que dichos negocios ofrecen para comer o beber a través del móvil, escaneando esos códigos Bidi con la cámara del teléfono. 

El smartphone presenta otras posibilidades para evitar riesgos, como reducir el contacto entre los camareros y los clientes. En este sentido, hay diversas aplicaciones móviles para poder pedir lo que se desee y pagar directamente con el teléfono. Estas son algunas de las más útiles: 

Sirveme

Sirveme es una aplicación que cuenta con 4 años de vida y que ahora ofrece un servicio muy interesante a clientes y establecimientos. Con ella se puede pedir sin esperas, desde la mesa y sin necesidad de que el camarero tome nota. Solo hay que escanear el código QR correspondiente. Los comensales echan un vistazo a la carta de cada restaurante, accediendo a imágenes detalladas de los platos y comprobando sus alérgenos. 

El cliente realiza su propia comanda rápidamente y también ofrece su uso para hacer pedidos a domicilio. Además, da la posibilidad a los comensales de dejar sus valoraciones. La cuenta igualmente se puede pedir desde Sirveme.

Por su parte, el hostelero puede gestionar las mesas y los platos de la carta fácilmente mediante un programa y conocer qué opinión tienen sus clientes, ver estadísticas, saber cuáles son los platos más pedidos, etc. Los pedidos se visualizan automáticamente en las pantallas de cocina o de barra según corresponda y también pueden dirigirse a una impresora.

Al margen de su presencia en el ámbito de la restauración, la app se está empezando a usar en hoteles, para que a través de un código QR en la habitación el huésped pueda solicitar la cena, comida o desayuno desde el móvil. 

Foodeo

Foodeo es una aplicación que también existía antes de la llegada del coronavirus. Con esta herramienta no es necesario que los clientes esperen a que les atiendan los camareros, porque pueden pedir desde el móvil.

Lo primero que deben hacer es buscar el restaurante donde se encuentran por nombre o por ubicación. 

Después, tienen que acceder al apartado de Menú, donde podrán seleccionar entre copas, refrescos, cervezas, comidas, cafés, ofertas, etc. y comprobar los precios para cada bebida o plato. Incluso hay un campo para dejar una nota al camarero, por si hay que avisar de alguna alergia o se quiere proporcionar alguna indicación especial. 

Una vez realizada su elección y marcada la cantidad de cada producto a los clientes les aparece el precio total y tienen la posibilidad de escoger si van a realizar el pago con tarjeta.

Mr Noow

Con esta aplicación puedes descubrir restaurantes que se encuentren próximos a tu localización, echar un vistazo a sus cartas y menús por anticipado y pedir con antelación tanto para consumirlo allí como para recoger y comértelo en casa a la hora que desees. 

Tienes la posibilidad también de dejarlo pagado incluso antes de llegar y de acceder a distintas promociones y ofertas.

En un principio era una herramienta muy pensada para empleados, que de lunes a viernes no querían perder tiempo para buscar un sitio para comer en el horario de comida de sus trabajos. Pero con la nueva situación se ha vuelto una app muy útil para poder tramitar todo desde el móvil.

Sus responsables aseguran que con Mr. Noow puedes ahorrarte hasta 20 minutos de esperas al día. 

PayCui

En este caso no hay opción para pedir, sino que la experiencia se centra más bien en la transacción final.

Para empezar a usar esta app debes hacerte una cuenta (puedes inscribirte con las credenciales de Facebook o Google) y activar la geolocalización con el fin de que PayCui sepa dónde te encuentras exactamente. Solo podrás usarla in situ, cuando el software detecte que estás en el lugar que estás indicando. 

El elemento diferencial de esta aplicación -que no tienen en cuenta otras- es la flexibilidad para pagar la cuenta cuando hay comidas en grupo. 

Con PayCui puedes crear una cuenta (crear mesa) e invitar a ella a tus amigos, familiares o compañeros de trabajo para que se unan. Así podréis escoger cómo apoquinar: lo asume todo una sola persona, se divide a partes iguales o cada uno abona sus platos.

 

Artículo publicado en Byzness

Newsletters

Súscribete a nuestra Newsletter y recibe información de interés y promociones

Archivo del Blog